«Se ve que nunca limpió arañas», vecinas de Ayres a la esposa del Intendente Federico de Achaval «

0
2934

«Vive acá el Intendente de Pilar, no nos dejan entrar a una empleada doméstica porque estamos en cuarentena y nos meten a un chorro, que está en la carcel. Es una joda» dijo una vecina en medio de las protestas por la posible llegada de Lazaro Báez a su vivienda en barrio privado Ayres del Pilar para cumplir la prisión domiciliaria.

Fue en ese momento cuando arremetieron contra la esposa del Intendente de Pilar Federico de Achaval,  y comenzó el relato de las actitudes que deben soportar en medio de la cuarentena. Además, denunciaron que «ellos pueden hacer entrar a cualquiera» y también remarcaron que viven con miedo.

«Te hace sentirte una idiota» comenzó el relato de la vecina que intenta mostrar con un episodio de la vida cotidiana cómo viven dentro del country en cuarentena y continuó «La mujer del intendente llama a una empresa que limpia los vidrios, no limpia los de atrás para que nadie la vea, limpia los del frente. Entonces los boludos que vivimos aca, caminamos, y mientras yo veo como saco, por ejemplo la caca de mi auto para que no se corroa, ella tiene un señor que se sube a una escalera y le limpia los vidrios. Despues cuando alguien le saca foto se siente amenazada -anda a saber por qué- y comenta que le estaba limpiando un poquito las arañas, que era fumigación. Las arañas no se limpian con agua y con balde, se limpia con plumero en seco, se ve que nunca limpió arañas. Porque el que limpió arañas, nos dicen chetos pero yo limpie mi casa. La señora con balde agua todo las fotos.»

Con bronca continuó explicando los «permisos» en cuarentena que tiene la esposa del Intendente de Pilar, pero que el resto de los vecinos no tienen y deben cumplir con todas las condiciones que dicta el gobierno nacional, provincial y municipal porque serían sancionados: «Lo hace frente a todos los que caminamos, da la sensación que le importa un carajo que nosotros no lo podemos hacer y que ella considera que, ella sí lo puede hacer. También llega su parquista en una 4×4, no creo que esté fumigando ni se esté preocupando por el dengue, y yo estaba con la máquina de cortar el pasto, me entendés. Estoy podrida del esfuerzo que hacemos algunos.» contó la vecina muy enojada.

 

 

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here